España es el país europeo donde más trabajadores están buscando otro empleo. Por un lado, se encuentran los que quieren cambiarse de empresa y, por otro, los que pretenden combinar otro trabajo con el que tienen para completar sus ingresos. La pregunta que cabe hacerse es ¿por qué este porcentaje es más alto en España que en otros países europeos? Te contamos por qué buscar trabajo es una prioridad para algunos empleados en activo.

Los datos han sido recopilados por el estudio Randstad Workmonitor relativo al tercer trimestre de 2017. Este informe recoge cada trimestre tendencias globales y locales sobre 34 países del mundo. Así lo hace desde que se lanzó en 2003. Esto permite realizar comparaciones con periodos anteriores. Con respecto a trabajadores que buscan otro empleo, España ha reducido el porcentaje en relación con trimestre pasado en dos puntos. Ahora bien, refleja el mismo porcentaje que el año pasado.

Comparaciones con nuestros vecinos europeos

En España el 12% de los trabajadores en activo busca ocupar un puesto en otra empresa. La media europea se sitúa tres puntos por debajo, en el 9%. Solo cinco países más superan esta cifra: Suecia, Italia, Suiza, Grecia y Dinamarca. Sin embargo, sus índices son más bajos que el español, se encuentran en el 10%. Los países que registran una tasa más baja de búsqueda activa de empleo por personas ocupadas son Portugal, Austria y Luxemburgo, con valores inferiores al 7%.

Si nos vamos fuera de las fronteras europeas, China y Estados Unidos se posicionan en los puestos más altos. Superan la tasa española, llegando al 14% en el caso de EEUU y al 17% en el de China, que representa la cifra más alta.

mejorar empleo

¿Por qué buscar empleo está más generalizado en España?

Hay dos razones, entre otras, que están afectando a la calidad del empleo en España especialmente frente a otros países de la Unión Europea: una es la temporalidad y otra es el subempleo. Según la Comisión Europea, los trabajadores españoles sufren estas dos lacras de manera especial.

La temporalidad afecta a la estabilidad de los ingresos de los trabajadores. Frente a la posibilidad de un despido inminente, buscan una salida. Quizá trabajar en otra empresa les permita garantizar su manutención y la de sus familias de una manera más constante o al menos recibiendo más ingresos.

El subempleo repercute en los trabajadores que, aun estando empleados, no logran mantenerse con el salario que cobran. La búsqueda de otro empleo les permite completar la retribución. También pueden orientarla a conseguir un trabajo mejor pagado.

El nivel educativo también es determinante

Otro de los factores que influyen en la decisión de cambiar de trabajo es el nivel educativo. El Randstad Workmonitor concluye que, cuanto mayor es el nivel de estudios, mayor es la tasa de profesionales que buscan otro empleo. El 14% de los que tienen estudios superiores se encuentra en esta situación. El porcentaje disminuye hasta el 8% en los que tienen estudios medios y al 7% en el caso de los que solo cuentan con educación básica.

Pero, ¿cómo busco trabajo mientras estoy trabajando?

Es importante mantener  tu búsqueda de trabajo alejada de tu actual entorno laboral. Cuanto menor sea el número de personas que sepan de tus intenciones, mucho mejor. De esta forma conseguirás que tu lealtad y compromiso no se vean cuestionados. Para ello, hay varios puntos que debes tener en cuenta:

  • Evita usar tanto tu horario laboral como el material de la oficina. Parece obvio, pero a veces puedes pensar en utilizar el PC, teléfono, mail de empresa… para la búsqueda de empleo.
  • Concierta las entrevistas personales fuera del horario de trabajo: debes ser flexible y proponer otras alternativas (Skype, llamada telefónica…)
  • No dejes de ser profesional mientras estás buscando un nuevo empleo.

Inscríbete en Infoempleo y encuentra las mejores ofertas