Lo de añadir una foto al CV no es una práctica habitual en todo el mundo. Hay países, como Reino Unido, en los que lo más frecuente es no incluirla. Existe mayor conciencia de que puede suponer un motivo de discriminación en un proceso de selección. La decisión de colocarla es tuya; te aconsejamos para que quede lo mejor posible en caso de que optes por incluirla. Y no te olvides de añadir la nueva versión a tu perfil de Infoempleo.

Hay toda una tendencia en reclutamiento que camina hacia la igualdad de oportunidades cuando la desigualdad no tiene que ver con el desempeño del puesto. Fruto de esta corriente, nace la propuesta del currículum ciego.

Qué es el CV ciego

Hace unos años un estudio llevado a cabo en Francia evidenció que los candidatos con nombres norafricanos recibían menos contestación de los departamentos de RRHH que cualquier otro. La Universidad de Stanford investigó sobre la marcha de un CV idéntico con distinto nombre, uno de hombre y otro de mujer. La mujer fue declarada como menos competente por los reclutadores.

Este tipo de estudios revelan la discriminación que existe a la hora de seleccionar por razones que no se refieren a las cualidades del candidato como empleado. La propuesta que ha surgido en muchos países a raíz de esta evidencia es el currículum ciego, donde no aparecen ni la foto, ni el nombre, ni la fecha de nacimiento.

En los últimos tiempos, Estados como Francia, Alemania, Reino Unido, Países Bajos, Suecia o Finlandia han llevado a cabo pruebas piloto para evaluar el funcionamiento del CV ciego. La semana pasada la ministra de Igualdad, Dolors Montserrat, anunció que se pondría en marcha un programa piloto para evaluar la aceptación de este tipo de currículum en nuestro país.

La decisión de incluir la foto en el CV es tuya

Es cierto que en Francia se aprobó una ley que obligaba a la utilización del CV ciego en empresas de más de 50 empleados, pero nunca se llegó a aplicar. De momento, el incluir una foto o no hacerlo (al igual que especificar tu edad) es una opción que debes decidir tú.

Hay profesionales del mundo de los recursos humanos para los que la foto resulta importante, como nos comenta María Jesús Márquez, manager de RRHH: “La foto se ha convertido en un imprescindible por su poder de comunicar y dar vida a un CV. Sin embargo, sigue siendo uno de los aspectos menos cuidados. Seguimos encontrándonos fotos de mala calidad, recortes de las vacaciones, de una boda. Recientemente me sorprendió un CV online de un candidato en la barra de un pub copa en mano. ¡Increíble pero cierto!”.

cv ciego

Si consideras que tu CV debe seguir llevando tu foto, te recomendamos una serie de consejos prácticos para que sea lo más adecuada posible a este tipo de documento:

  • Haz un posado para la ocasión, no te conformes con seleccionar un detalle de una foto de las vacaciones en la que te parece que sales muy bien. Eso déjalo para una foto de perfil de una red social, pero no la incluyas en un currículum convencional. “Ante todo sé natural, sé tú, que te represente y no te disfrace.” nos aconseja Maria Jesús Márquez, Mangert RRHH.
  • Elige un fondo neutro, con colores sólidos. También puedes retratarte en un entorno laboral que sea representativo de tu profesión. Esto puede ser una buena idea para un montón de ocupaciones, sobre todo para las que se desarrollan al aire libre (jardinero, escaparatista, arquitecto, marinero…).
  • Si la luz que te ilumina es artificial, intenta que no que no se produzcan sombras muy contrastadas en la cara. Que la estancia esté iluminada en general, pero que no te dé un foco directo.
  • Trata de que el vestuario sea también lo más neutro posible, que no llame especialmente la atención, pero que te favorezca. Por otro lado, adécualo al puesto que estás solicitando, es decir, ni demasiado formal si no vas a trabajar con traje, ni demasiado casual si vas a tener que ir de punta en blanco.
  • Por último, y este es casi el aspecto más importante, la foto debe ser reciente. Esto quiere decir que debes ir actualizándola cada cierto tiempo. No llevarla a día puede dar la impresión de dejadez.