El auge del sector servicios, la concentración territorial y el predominio del área comercial son las grandes vías por las que circulará el mercado laboral en 2012, según las previsiones del «Informe Infoempleo 2010», realizado por Infoempleo.com con la colaboración de Adecco.

Pero, en este panorama, también destaca la exigencia de mayor cualificación a los candidatos por parte de las empresas. Así lo aseguró la Secretaria de Estado de Empleo, Mari Luz Rodríguez, durante la presentación del Informe. «La crisis debe ser una catarsis y la cualificación de los trabajadores tiene que ser el factor más importante en las políticas activas de empleo», afirmó Rodríguez.

Por su parte, María Benjumea, presidente de Infoempleo.com, ve fundamental crear oportunidades de empleo a través de la internacionalización. «Hay que salir a buscar nuevas oportunidades, crear nuevos proyectos. En España todavía tenemos pocos emprendedores».

Santiago Soler, secretario general de Adecco, y ponente también en la presentación del Informe, muestra la «disponibilidad del sector privado para colaborar con el sector público». Adecco ha sido clave en la elaboración del Informe al aportar datos sobre el empleo no cualificado.

Para elaborar estas previsiones, los autores del Informe han recurrido a tres escenarios posibles. Cada uno de ellos parte de una previsión distinta del crecimiento anual del Producto Interior Bruto (PIB) de España, según datos extraídos del «Panel de Previsiones para la Economía Española», elaborado por la Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas). La previsión más optimista  señala un crecimiento anual del PIB del 1,2%,  la previsión media apunta a un incremento del 0,7% y la mínima, que el PIB crecerá tan solo un 0,3%. En cada escenario el comportamiento de la oferta de empleo cualificado por sectores, regiones, funciones y categorías profesionales es diferente.

Desde el punto de vista sectorial, el de servicios será el que más empleo genere en todos los escenarios, seguido por el industrial, aunque a una gran distancia. Si se cumplen las mejores previsiones –el PIB crece un 1,2%– lo que ocurrirá es que la distancia entre ambos sectores se reducirá. En cuanto a la construcción, uno de los sectores más sacudidos por la crisis, tan solo tendrá salvación, y experimentará una ligera mejoría, si el PIB se incrementa en la previsión máxima. Por el contrario, un escenario de crecimiento mínimo provocaría un colapso.

Centros de empleo

En cuanto a la distribución geográfica, Madrid, Cataluña y el País Vasco seguirán liderando la creación de empleo, pero Madrid será la comunidad autónoma que más empleo genere si se cumplen las previsiones medias y mínimas, pero, si el PIB crece en el porcentaje máximo de las previsiones, Cataluña se colocará en primer lugar y será la región que más empleo cualificado produzca.

La concentración territorial será un factor clave en la generación de empleo. Si se cumplen las mejores previsiones, Madrid, Cataluña y el PaísVasco generarán el 58,2% de las ofertas de empleo cualificado en 2012, pero se reducirá hasta el 42% si el PIB crece el mínimo.

Salvador Aragón, director de Prospectiva y Consultoría de Infoempleo.com, director general de Innovación del IE Business School y director del  Informe Infoempleo 2010, aseguró, durante la presentación, que este escenario, en el que la generación de empleo se concentra en las  regiones más dinámicas, «puede dar lugar a tensiones adicionales. Cataluña y Madrid son los grandes focos de creación de empleo y puede haber corrientes de inmigración interna».

En la distribución funcional, el área comercial será la que requiera una mayor cantidad de mano de obra cualificada en todos los escenarios, con variaciones muy ligeras –más del 30% de las ofertas de empleo en 2012 serán de esta área–. Según Salvador Aragón, «la función comercial es la apuesta ganadora de la empresa española en 2010. Ahora las compañías buscan mercado, tanto fuera como dentro de nuestras fronteras».

En la edición de 2010, el «Informe Infoempleo» incorpora por primera vez un análisis de las prácticas de RRHH en la empresa española, apoyado en una encuesta respondida por 204 profesionales de este departamento. Una de las partes más interesantes es, sin duda, cómo ven los directores de RRHH la situación económica de España en 2011, a quienes se les preguntó sobre la percepción que tienen de la marcha de su empresa en 2011. El 55% de los responsables de RRHH se inclinan hacia el pesimismo y creen que las expectativas para el presente año son peores. ¿Los más optimistas? Los responsables de personal de empresas industriales y de servicios.

Según los autores del Informe, «en el caso de la industria se percibe una clara opción de mejora asociada a la demanda exterior. Los servicios,  especialmente los de alta cualificación, manifiestan su convencimiento de que lo peor de la recesión ya ha pasado». En el lado opuesto, los que trabajan en empresas dedicadas a la construcción: más del 19% cree que las cosas en su sector irán peor que en 2010. El sector donde los responsables de RRHH han ofrecido unas opiniones más dispares ha sido, sorprendentemente, el de las infocomunicaciones, donde se han reunido la esperanza y la desesperanza más extrema. Los autores del Informe creen que «esta multiplicidad de visiones corresponde a un sector donde cohabitan segmentos de muy alto crecimiento –electrónica de consumo– con otros en franca recesión –equipos de telecomunicaciones– con realidades divergentes en la evolución de su negocio».