Siempre hemos oído aquello de que «los españoles no somos buenos con los idiomas». Un repetido discurso que parece justificarse hasta en nuestra clase política con situaciones como la del «relaxing cup of café con leche in Plaza Mayor«. Sin embargo, hablar inglés no es cuestión de genios prodigiosos, ni de eruditos aislados… y proponernos superar este flagelante tópico que nos persigue es sencillamente, tarea de todos.

Las entrevistas de trabajo en inglés son cada vez más comunes en un mercado laboral que tiende irremediablemente a globalizarse. En el post de hoy queremos ayudarte a conseguir ese empleo, incluso en inglés, y para que no te ocurra algo como lo de Botella, aquí van algunas claves para prepararse.

tuit

 

– Seamos conscientes de nuestras limitaciones. Afrontar puestos que requieren la utilización de idiomas solo es viable si sabemos que nuestro nivel en ese idioma nos servirá para superar una entrevista de trabajo y posteriormente, desenvolvernos en el día a día laboral. En caso contrario ¡no te desmotives! y dale tiempo al tiempo. La constancia y el empeño harán que pronto te surja una nueva oportunidad y en ese momento, estarás preparado para afrontar el reto. 

Mientras, puedes aprovechar los recursos que te brinda Internet para aprender idiomas. Busuu por ejemplo, es una buena web para empezar desde cero. Podrás aprender las bases gramaticales de más de diez lenguas diferentes; repasar vocabulario y hasta intercambiar ejercicios con personas nativas que te ayudarán a cambio de unas correcciones en sus ejercicios de castellano…

 

– Prepárate ante cualquier circunstancia en el proceso de selección. Desde una llamada inesperada para comprobar telefónicamente tu nivel de inglés, hasta la exposición de un supuesto proyecto. Son muchas las posibilidades y es conveniente ser previsor para superarlas con éxito.

En cuanto a la entrevista, lo mejor es que te hagas un listado de posibles preguntas con sus respectivas respuestas. No se trata de aprender de memoria cada palabra de tu texto, sino de crearte un esquema mental que te ayude a desenvolverte con soltura ante cualquiera de ellas. Puedes echar un vistazo a Talkenglish, en donde tienes recopilados varios tipos de preguntas, según la clase de entrevista o situación a la que te enfrentes.

 

– Refresca tu pronunciación y comprensión.  Si llevas tiempo sin practicar un idioma, es muy probable que te cueste comprender todo al 100% desde el minuto uno. Aunque este debería ser un hábito frecuente, intenta en los días previos a tu entrevista, ver películas en versión original y leer lo máximo posible en inglés. También puedes aprovechar recursos como los «7 videos para preparar tu entrevista de trabajo en inglés» que lanzamos hace unas semanas en el blog.

 

– Be positive my friend! La actitud es fundamental ante cualquier entrevista, ya sea en inglés, en castellano, en chino o en polaco. Ten confianza en ti mismo, sé positivo y todo irá sobre ruedas.

Un error bastante común, fruto de esa falta de confianza en uno mismo, es hablar en inglés tal y como hablaríamos en castellano. Un idioma no es solo gramática, vocabulario y comprensión, la pronunciación es clave a la hora de demostrar nuestra valía y destreza con una lengua. Pierde el miedo y hártate a practicar porque la frontera entre el spanglish y el inglés, solo depende de ti.

 

Y si aún necesitas un último empujón, no te pierdas además, los videotutoriales de Charles Porter en ‘Winning a job’.

¿Conoces algún recurso más para prepararte entrevistas de trabajo en inglés? ¿Nos lo recomiendas?