Llega el verano. La afluencia en los transportes públicos en las ciudades se transforma: por un lado, desciende el número de caras somnolientas y, por otro, se llena de sandalias con calcetines, emblema de la población guiri. En las costas, los pequeños pueblos y ciudades que han sobrevivido al invierno con una población de mantenimiento se llenan en verano de residentes temporales de una semana con necesidades inmediatas de diversión, servicios gastronómicos y de descanso.

El sector de ocio y turismo en esta época supone una oportunidad laboral para una gran parte de la población activa española: ingresos extra para distribuir a lo largo del año, oportunidad de empleo si el resto del año no se ha trabajado y puesta en práctica de los conocimientos teóricos aprendidos en clase. Estos son los puestos más demandados.

Hoteles a pleno rendimiento

Los hoteles son miniciudades que incrementan sus necesidades de personal en estas fechas. Para los puestos de jefes de recepción y recepcionista se tiene muy en cuenta el manejo de idiomas. El inglés, imprescindible. Tanto en estos como para gobernantes, se valorará mucho la experiencia previa y habilidades organizativas.

Para trabajar de camareros de sala o formar parte del  personal de cocina necesitarás tener el carné de manipulador de alimentos. Se aprecia mucho el haber trabajado para colectividades. Si no tienes experiencia puedes empezar en un puesto de camarero de piso y desde ahí explorar otras posibilidades dentro del hotel.

Si te metes a la gente en el bolsillo y tienes dotes artísticas y comunicativas, plantéate la animación. Los hoteles y cámpings de las zonas de playa necesitan a personal para animar las largas tardes en los recintos de niños y mayores. Se valorarán los conocimientos de yoga, tai-chi, cantar y bailar. Seguramente vas a poder poner a prueba todas tus habilidades a lo largo del verano. Y aprender unas cuantas más, como mínimo saludar en alemán y finés.

Rentabilizar un hobbie

Socorristas acuáticos para piscinas y playas es la profesión estrella de los meses más calurosos. Tendrán en cuenta que tengas experiencia previa de al menos un año y tu correspondiente título de socorrista. Muy deseable además tener conocimientos avanzados de primeros auxilios.

Los campamentos para chavales suelen necesitar monitores de diferentes especialidades tanto con en la modalidad  urbana como en la que transcurre en espacios naturales. Es hora de rentabilizar tu afición: monitor de baloncesto, de TIC (tecnologías de la información y la comunicación), de ocio y tiempo libre. Para tratar con niños es aconsejable tener alguna experiencia como docente.

Las vacaciones de unos pueden suponer la posibilidad de acceder a un primer empleo para otros gracias a una sustitución. Es un buen momento para preparar una estrategia de cara a aprovechar los meses de verano para acumular una experiencia que puede ser determinante en una entrevista posterior. Si estás a la búsqueda de tu primer empleo, además de conocer el sector desde la práctica, aprenderás a moverte en un entorno laboral y te dará más confianza para la próxima experiencia.

Sea como sea, necesitarás poner a punto tu CV y repasar algunos consejos para enfrentarte a entrevistas. Y ve preparando la maleta. Uno de los requisitos que más se repiten es disponibilidad: inmediata.