Participar de forma profesional en la educación de los futuros ciudadanos es una labor de gran calado. La educación debe enfrentarse a los desafíos inaplazables que se plantean como son la omnipresencia de las tecnologías digitales y la convivencia en entornos cada vez más diversos y en continuo cambio. Por este motivo Infoempleo en colaboración con la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR),  ha elaborado el Informe Empleo en Educación con el fin de trazar un mapa orientativo de este ámbito profesional lleno de oportunidades.

El informe proporciona un análisis tanto cuantitativo como cualitativo. Recopila datos relevantes para describir el momento actual del universo educativo en España y los retos a los que debe enfrentarse, tanto como país como de cara al futuro. Pero también ofrece un enfoque que integra la experiencia profesional del mercado laboral educativo a lo que añade la opinión de profesionales que examinan las salidas al mercado laboral del sector haciendo hincapié en aquellas posiciones con mayor proyección de futuro. Por último, el criterio de expertos en educación que analizan la enseñanza y el aprendizaje desde diferentes perspectivas y que aporta a este informe una dimensión global del ámbito de la educación.

Algunos datos sobre la educación en España

Los más veteranos de esta profesión, ampliamente considerada como vocacional, han pasado ya por seis diferentes leyes educativas en 45 años. Ya existe un acuerdo para elaborar un Pacto por la Educación que evite los vaivenes a los que se somete al sector dependiendo de la impronta de los diferentes gobiernos y se enfoque en la construcción de un sistema educativo estable que garantice la calidad educativa.

Estos son algunas de las cifras representativas de la situación actual en este ámbito.

Aunque la educación obligatoria abarca de los seis a los dieciséis años el 96% del alumnado en España con tres años de edad  ya se encuentra escolarizado en algún centro público o privado.

empleo en educación

España dedica el 4,32% del PIB a educación (dato de 2015), cifra por debajo de la media de la Unión Europea (4,9%).

El peso de la enseñanza pública en nuestro país es mucho mayor que el de la privada. Un 68% de los alumnos de Enseñanzas de Régimen General  estudian en centros públicos.

La enseñanza privada incluye a centros concertados, aquellos que reciben subvención pública por falta de aulas en el sistema público y los enteramente privados. De los concertados el 60% tiene adscripción a la iglesia católica y el resto pertenecen a cooperativas de profesores o grupos empresariales.

Retos a los que debe enfrentarse la educación

Después de años de recortes donde la educación pública ha visto reducidos significativamente el acceso a los recursos ha dado comienzo un ligero, aunque todavía insuficiente, incremento de la partida para educación. Sin embargo, son muchos los retos a los que se enfrenta para adecuarse a las exigencias de los nuevos tiempos. Estos son los principales escollos que será necesario vadear.

1 – Combatir la desigualdad en el desarrollo regional. La diferencia entre comunidades en los resultados de las mediciones de capacidades en educación son debidas en gran parte a las condiciones socioeconómicas desiguales entre las comunidad. Apoyar el desarrollo de esas regiones contribuirá a mejorar el rendimiento escolar

2- Abandono escolar temprano. Las causas que favorecen el abandono escolar cuando no se ha finalizado la secundaria son diversas pero el tipo de mercado laboral que predomina en la región es un factor determinante. En aquellas donde hay una gran demanda de perfiles de baja cualificación, como el turismo o la construcción, es donde mayores tasas de abandono escolar temprano se producen. Llegar al objetivo comunitario para el 2020 del 15% (actualmente está en un 18,3%) pasará implementar políticas de desarrollo regional no centradas en estos sectores.

3- Violencia en el ámbito educativo. Un 14% del alumnado en España declara haber sufrido acoso escolar. Según  recogen las cifras oficiales las agresiones a profesores aumentaron en un 15% durante el curso 2016-17 respecto al año anterior.

4- Reducir la brecha de género. Solo el 12% de los nuevos alumnos de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) son mujeres. Esta actividad engloba a profesiones clave y bien remuneradas en el futuro. Ingeniería, producción industrial y construcción tienen la cifra más alta con un 24%. Fomentar la vocación científica y tecnológica en las niñas y la visibilización de referentes femeninos en estas áreas será imprescindible para avanzar hacia la igualdad.

5- Mejora de las competencias tecnológicas tanto en el alumnado como en el profesorado.

6- Adecuación al mercado laboral. En el mercado laboral español se produce una falta de concordancia entre la oferta de puestos de trabajo y la formación de los trabajadores: la sobretitulación por un lado y el descenso de la cifra de personas con titulación. Europa pide que la formación se adecúe al mercado laboral mediante un impulso a la FP. En nuestro país un 12% del alumnado accede a FP frente al 26% que lo hace en Europa.

7- Deterioro de las condiciones laborales de los docentes. El periodo de recortes educativos ha afectado significativamente las condiciones laborales de los docentes. La reducción del personal interino, la creación del Estatuto del docente y establecer un MIR educativo, serán las medidas que puedan mejorar el acceso, selección y desarrollo de la carrera profesional.

Los perfiles profesionales de la educación

Además de los docentes dentro de las diferentes especialidades y niveles hay otra serie de perfiles profesionales que pueden encontrarse en el sector educativo  de los que se hace eco el Informe, se trata, por ejemplo de investigadores y especialistas en aprendizaje. El ámbito profesional de la educación no se reduce al profesorado.

Es el caso de Nuria Caballero, especialista en neuroeducación. Se ocupa de la mejora del aprendizaje en los alumnos con dificultades en el aprendizaje. Mediante la combinación de los conocimientos de neurología con las ciencias de la educación investiga de qué forma se puede avanzar en el rendimiento escolar tanto en chavales con dificultades como con aquellos que no las tienen.

Las nuevas tecnologías deben ser parte ineludible de la formación de la ciudadanía del futuro. Para ello las aulas tienen que sufrir una reforma mediante métodos y herramientas nuevas. Por ejemplo las nuevas metodologías de aprendizaje donde los profesores pasan de ser transmisores a ser facilitadores del conocimiento, la integración de la realidad virtual (VR) y la realidad aumentada (AR) en las aulas además de la programación, el uso del Big Data para optimizar y personalizar el proceso de aprendizaje o la transformación de las aulas en makerspaces, lugares donde investigar y experimentar con el objetivo de desarrollar al máximo las competencias tecnológicas.

Todo ello sin olvidar el aprendizaje de aquellas habilidades que tienen que ver con la sociabilidad y  la empatía. Expertos como Juan de Vicente Abad, Profesor y Orientador del IES Miguel Catalán en Coslada (Madrid) y con un reconocimiento al Docente más Innovador de España (2016) señala que “el desarrollo de las competencias, debe incluir las socioemocionales para el manejo de la vida de los centros, y para valorar el aprendizaje de la convivencia. “

Ahora puedes ver todas las entrevistas a los profesionales en activo