La inmensa mayoría de los niños escolarizados estudian actualmente un segundo idioma desde bien temprano. La ventaja frente a las generaciones anteriores es que ahora se comienza cuando el cerebro tiene una mayor plasticidad y el proceso de aprendizaje resulta  más natural. Otro de los condicionantes que mejoran el nivel que se adquiere es el grado de contacto y variedad de situaciones que se experimentan a la hora de hacer uso del idioma. Si en vez de estudiar unas horas a la semana y en un contexto ajeno a la lengua que se aprende se realiza una inmersión completa en el idioma la habilidad que se adquiere aumenta de manera importante. Por este motivo muchos profesionales se preguntan cómo estudiar cursos de inglés en el extranjero.

El idioma más estudiado en nuestro país es el inglés. Un 35,5% de la población activa española considera que puede hacer uso de este idioma para comunicarse, según se desprende de la Encuesta sobre la Participación de la Población Adulta en las Actividades de Aprendizaje que publica el INE (datos del año 2011). De estos, un 45,47% estima que tiene  un nivel medio, un 34,42% reconoce que solo tiene unos conocimientos básicos y un 20,12% presume de un grado avanzado. El francés afirman hablarlo en diferentes grados un 15,9%,  el italiano un 2 % y el alemán 1,9% siendo los otros idiomas que más se estudian en nuestro país después de la lengua de Shakespeare.

aprende idiomas fuera de España con EF

 

Aprender un idioma beneficia a distintas esferas de la vida

Hablar dos idiomas tiene ventajas tanto en el ámbito académico como en el medio laboral. Con un segundo idioma se tiene acceso a formación en el extranjero con lo que el curriculum académico se enriquece de forma considerable. Laboralmente abre las puertas a la experiencia internacional y amplía el campo y las oportunidades en este terreno. En un proceso de selección tener un buen nivel de otro idioma coloca en una posición privilegiada frente al resto de candidatos.

idiomas empleo

Ser capaz de expresarse de forma fluida en otro idioma suele ser un requisito indispensable en los puestos mejor remunerados. Con lo que hacer una inversión en formación de un idioma se verá recompensado en el medio plazo. Acompañar los conocimientos con la experiencia práctica fija el aprendizaje de una forma más duradera. Cursos como los que oferta EF Education First  están dirigidos a todo tipo de personas y situaciones. Desde estancias cortas para profesionales a años escolares para gente que está todavía formándose.

Que el inglés amplía el universo personal es otra de las ventajas de manejar una segunda lengua. Tener capacidad para comunicarse en dos o más idiomas favorece el intercambio de aficiones e intereses. Además de contar con la posibilidad de consultar fuentes de gran parte del mundo se puede entrar en contacto con personas de otros países con las que se comparten afinidades.

Conocimiento del inglés en otros países de la UE

Al igual que en nuestro país el estudio del inglés en Europa como segunda lengua es mayoritario. Un 97,3% de los alumnos de primaria estudian este idioma frente al 33,8 % que aprenden francés y el 23,1% que lo hace en alemán, según datos de Eurostat, la agencia estadística europea,  con datos del 2015.