Tradicionalmente los primeros meses del año son los más efectivos para todas aquellas personas que están buscando de forma activa un empleo. Así al menos lo consideran en Page Personnel. Por otro lado, la compañía especializada en la selección de mandos intermedios para empresas, considera que en 2014 se consolidarán los repuntes positivos del año anterior en cuanto a creación de empleo y que aumentarán las oportunidades de contratación, sobre todo, en las áreas de Comercial, Finanzas, Industria y eCommerce de las empresas.

Por esta razón hemos recopilado algunas ideas para llevar a cabo una búsqueda de empleo eficiente. Son pequeñas tareas que bien podrías incluir en tu lista de propósitos para 2014.

1.- Actualiza tu currículum vitae. Incluso te aconsejaríamos que preparases varios currículos para enviar uno u otro en función del puesto de trabajo al que estés optando. Recuerda, es fundamental que tu currículum responda claramente a tres preguntas básicas: quién eres, qué quieres y por qué eres la persona idónea para ese puesto de trabajo al que te postulas como candidato. No puede estar desactualizado, y en este último año seguro que has hecho cosas nuevas, tienes otras aptitudes, has adquirido ciertos conocimientos o simplemente han cambiado tus intereses.

Por último no debes olvidar la importancia que tiene el hecho de que tu currículum sea capaz de captar la atención de los responsables de Recursos Humanos de una empresa y que destaque sobre el resto de los currículos. Tú mismo debes valorar cuando conviene ser más o menos original. E incluso, en qué casos puntuales puede ser interesante que mandes los dos modelos de CV, el convencional y ese otro más atrevido que has diseñado o te han diseñado.

No descuides tampoco la importancia de los videocurrículos.

2.- Facilita la tarea a los que te busquen para saber más de ti. No olvides la importancia que tienen actualmente las redes sociales. Te permiten posicionarte como experto en un sector y determinan tu identidad digital. Da igual el puesto de trabajo al que pretendas optar. Posiblemente los responsables de la selección de personal “gugleen” como mínimo tu nombre para obtener más información acerca de ti y de tu personalidad al margen de la que figure en tu currículum.

Por ello como mínimo te recomendamos que tengas completo tu perfil en Linkedin, que hagas un uso mayoritariamente profesional de twitter y que configures correctamente las opciones de privacidad de facebook para que la información pública que allí se muestre sobre ti sea realmente la que a ti te interese ofrecer y no necesariamente toda tu vida privada.

Incluso te recomendaríamos tener un blog o sitio web con tu propio currículum o About Us actualizado.

Por otro lado, y dependiendo de tu sector profesional, posiblemente sea recomendable que acudas a portales de empleo especializados que aporten cierto valor añadido a tu currículum así como consultorías de selección que se ajusten a tus propios intereses y los puedan transmitir al mercado satisfactoriamente.

3.- Redacta una buena carta de presentación y un mailing efectivo. Durante años la carta de presentación ha sido una herramienta realmente muy útil para determinados perfiles, ya sea mediante recomendaciones que avalen la experiencia y buen hacer del candidato de forma previa ó en forma de carta de motivación posterior a la realización de la entrevista de trabajo. Para otros puestos de trabajo, unas pequeñas líneas de introducción al CV deben ser suficientes. De cualquier modo, si vas a hacer llegar tu CV por mail a una empresa en forma de autocandidatura, dedícale un tiempo a preparar bien el cuerpo de texto de tu mailing porque posiblemente eso sea lo único que lleguen a leer las personas encargadas de la selección de personal.

4.- Recopila las últimas referencias que tengas y solicita cartas de recomendación a aquellas personas que creas oportuno. No esperes a que te las pidan para buscarlas. Porque entonces nunca llegarás a tiempo.

5.- Prepara tu Elevator Pitch. Nunca se sabe dónde ni cuándo puede surgir una oportunidad laboral. Por eso tu elevator pitch debe ir contigo siempre.

6.- Fomenta las relaciones personales/profesionales y cultiva el arte del networking como puente hacia cualquier posible oferta laboral. En los últimos cuatro años, según Page Personnel, el networking ha sido el punto más determinante en el mundo profesional. Una buena red de contactos se puede establecer de forma directa a través de amigos, compañeros, familiares y demás conocidos así como de modo indirecto gracias a una actitud proactiva. El networking debe ser decidido y coherente.

Imagen: Looking for a Job (Flickr – CC)