El proceso de búsqueda de empleo buscando otras salidas profesionales hacia algo nuevo con la incertidumbre de conseguir un trabajo es algo emocionalmente estresante y agotador. Es una situación que puede provocar estados de ansiedad que en algunos casos pueden llegar a ser extremos. La ansiedad en realidad es un mecanismo de defensa a la que cada persona reacciona de una forma diferente. Por eso casi todos los expertos recomiendan que para evitar que sea un problema, tenemos que crear nuevos hábitos que nos ayuden a crear una rutina con el fin de estar activos.

Qué es la ansiedad

La ansiedad en niveles normales no es necesariamente algo negativo, se trata de un mecanismo humano de adaptación al medio y ayuda (si su intensidad no es excesiva) a superar ciertas exigencias de la vida. Podemos considerarla como una respuesta afectiva de defensa organizada frente a estímulos que rompen nuestro equilibrio fisiológico y psicológico como puede ser la pérdida de trabajo.

Cuando no conseguimos canalizar esa ansiedad y de alguna manera controlarla, puede convertirse en una patología grave que provoca respuestas de pánico, evitación e inhibición, que mantiene un estado de alerta prolongado sin justificación alguna. En estos casos es necesaria la ayuda de externa de especialista porque puede implicar importantes trastornos que necesitan ser tratados.

Consejos para controlar la ansiedad

La mayoría de los psicólogos y expertos aconsejan que para controlar la ansiedad un buen camino es aprovechar el exceso de tiempo que tenemos tras la pérdida del empleo, añadiendo nuevas rutinas en nuestra día a día que nos mantengan ocupados y hagan que ese tiempo sea productivo y lo percibamos así.

Para poner en práctica esa recomendaciones puedes:

  1. Planificar tu día a día: Este es el primer paso para crear una rutina. Márcate objetivos y horarios cada día y cúmplelos. Así sabrás que debes hacer en cada momento y que camino vas a seguir. Dedica un tiempo limitado para la búsqueda activa de empleo, otras para formarte, otros momentos para ocio, deporte, etc. Así estarás activo, harás cosas diferentes y verás que estás avanzando en la dirección que te has propuesto.

  2. Marcarte metas y expectativas realistas: En la búsqueda de empleo realizamos un importante esfuerzo con el que no siempre obtenemos los resultados que deseamos tan rápido como quisiéramos. Además en muchas ocasiones no depende de nosotros. Si tenemos excesivas expectativas  corto plazo en nuestras acciones incrementaremos nuestra ansiedad. Por eso procura ponerte objetivos en lo que estén a tu alcance y sobre acciones que dependan de tí (por ejemplo presentar dos candidaturas al dia), siguiendo el plan que te has marcado, lo resultados llegarán por si solos.

  3. Mens sana in corpore sano: Esta cita latina resume bien el siguiente consejo los beneficios que encontrarás en la realización de ejercicio físico y técnicas de relajación y meditación. Por un lado te van a ayudar a crear nuevas rutinas, así que incluye estas actividades en tu planificación, y por otro lado vas a liberar estrés y te ayudarán a mejorar la autoestima y a sentirte mejor contigo mismo.

  4. Cuenta con un grupo de apoyo. Recuerda en todo momento que no estás solo, que hay gente a tu alrededor que te escuchará, comprenderá, te apoyará y te ayudará a liberar lo que tienes dentro. No te lo guardes, acude a tu circulo de amigo y familiares y procura elegir a esa persona positiva. Necesitas a alguien que te motive, no que te controle y te presione.Busca en esa persona o personas un animador personal que consiga sacar lo mejor que hay en ti y te aliente a seguir con el plan que te has marcado.

  5. Siempre Optimista. Este consejo es muy fácil darlo porque siempre existen momentos de debilidad, pero debes evitarlos y superarlos. Apóyate en los anteriores consejos para no dejarte llevar por la negatividad. Esta demostrado que somos capaces de influir en nuestro entorno y conseguir que ocurran cosas, es lo que se llama la Teoría de la profecía autocumplida. Esa capacidad para influir en los demás simplemente hace que por creer que algo va a ocurrir, ocurra. Manten tu entusiamo, se positivo y optimista conseguirás lo que te propongas si crees sinceramente en ello.

Si consigues aplicar estos consejos y creas tu rutina, seguro que controlarás tu estrés y ansiedad. Pero si necesitas apoyo profesional no dudes en consultarle porque si  gestionas tus niveles de ansiedad obtendrás mejores resultados, seguro. ¿Qué trucos o técnicas aplicas para reducir tu estrés y ansiedad?